“¿COMPENSA ECONÓMICAMENTE CAMBIAR MI ANTIGUA CALDERA DE PROPANO POR UNA DE BIOMASA?”

Fue la pregunta que nos planteó una cliente que tenía clara las ventajas que ofrece para nuestro Planeta el uso de energías renovables. No obstante también quería conocer si eso supone una ventaja para su bolsillo.

Además de recomendarle una serie de actuaciones bioconstructivas que mejoraran el aislamiento de la vivienda, nos pusimos en marcha para aclarar su consulta.

Para ello le transmitimos la cuestión a nuestro colaborador de Manos Verdes, el ingeniero Sergio Fernández Díaz, quien se pone manos a la obra y realiza este estudio económico:

Análisis del periodo de retorno de la inversión a realizar para  instalar una Caldera de Biomasa de alta eficiencia, en relación a la instalación de gas propano existente en la vivienda unifamiliar.

Descripción de la vivienda:

La vivienda aislada de una planta de 215 m². Se ubica en la ciudad de San Cristóbal de La Laguna, que tiene con una temperatura mínima media en los meses de invierno de 10ºC y una humedad relativa del 75% ( ¡vamos, que hay una sensación térmica con la que no dan ganas de quitarse el abrigo ni en casa!). No tiene ningún tipo de aislamiento, ni en fachada, cubierta ni solera. Además los espacios vidriados son de vidrio simple. Posee una instalación de placas solares térmicas para la producción de agua caliente.

Cálculo de la energía necesaria para la calefacción:

En base a los radiadores existentes, se calcula la potencia que precisan: 9,6 kW .

Teniendo en cuenta el tipo de envolvente de la vivienda, se calculan las pérdidas térmicas por transmisión y por infiltración de aire en base a las temperaturas medias exteriores y del suelo facilitadas por el IDEA (Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía).

Estas pérdidas térmicas son las que deberá compensar la instalación de calefacción para mantener las condiciones de confort dentro de la vivienda.

Con ello y considerando un funcionamiento medio de la calefacción de 8 horas diarias, se obtiene que la energía para calefacción a suministrar para el invierno asciende a 15.060 kWh.

 Cálculo de la energía necesaria para agua caliente:

El Código Técnico de la Edificación (CTE), indica que la instalación de placas solares térmicas se diseñará suponiendo que cubrirá el 70% de la producción de agua caliente. El 30% restante se considera proveniente de un sistema auxiliar. En nuestro caso consideraremos dicho sistema auxiliar a nuestra caldera.

Estimando una ocupación de 4 personas consumiendo 120 litros diarios, supone 43.800 litros anuales.

La energía necesaria para calentarlos = 0,3 * 43.800(l) * 1,16(Wh/lºC) * 43 ºC = 655,423 kW / 0,9 (rend.)= 728,24 kWh.

 Cálculo del consumo de propano y de biomasa:

A continuación calcularemos la cantidad de pellets y de propano precisos para suministrar los 15.788,24 kWh necesarios para calefacción y agua caliente.

Conclusiones:

Se produce un ahorro en consumo de combustible de 1.330 € al año comparando la utilización de la instalación de Biomasa con respecto a la de Propano.

Por su puesto no es menos destacable el ahorro de 4.161,44 kg de CO2 emitidos a la atmosfera.

Así, la inversión de 6.300 euros € para instalar una Caldera nueva de Biomasa, se verá amortizada en 4,84 años, permitiendo un ahorro de 26.600 euros en los restantes años de la vida útil de la caldera (25 años).